6 puntos en el cuidado de la suspensión de tu tractocamión

En Amatruck ya te hemos hablado de distintos elementos de la suspensión de tu tractocamión. Desde las bolsas de aire hasta los amortiguadores, te hemos dado algunos consejos para su cuidado específico en este mismo blog, hoy te hablaremos de la suspensión como un sistema más general y te aconsejaremos de como darle un cuidado correcto para mantenerte en el camino.

El Torque total

No importa si tienes un tractocamión o camión, el aspecto más importante de la suspensión es el torque total.

Como muchas partes de tu vehículo, la clave para que la suspensión se mantenga sana es mantener todo bien apretado. Cuando esta regla no se cumple, las llantas pueden desgastarse de manera incorrecta y el consumo de combustible puede subir debido a la fuerza extra que el motor y el resto de los sistemas de tractocamión están utilizando.

Los intervalos para volver a apretar la suspensión varía de tractocamión en tractocamión, dependiendo de la marca, la edad del mismo e incluso el tipo de recorridos que hace entre parque y carretera. Esto es claro entre la diferencia de circular sobre una calle calle, parque industrial o una autopista.

Inspección visual

La revisión más sencilla que le puedes hacer a la suspensión de tu vehículo. Dar una observación a tu suspensión debe de darse cada tres a seis meses. Cómo no siempre es recomendado apretar la suspensión si no lo necesito, lo primero que debes haces es buscar retos de óxidos, entre estas observaciones, es recomendado que aprietes la suspensión una vez al año sin falta, estén presentando fallas en ella o no.

Reapretar tornillos

Cuando aprietes tornillos de la suspensión, debes asegurarte que la junta esté limpia y libre de óxido para que la torsión esté correctamente aplicada. Los tornillos más viejos deben de ser reemplazados apenas alcancen la edad recomendada del fabricante y, si el resto tiene una tiempo muy similar, te recomendamos cambiarlos para que el torque este un tanto más equilibrado cuando tengas que aplicar el siguiente mantenimiento.

Tornillos U

Estos tipos de elementos de la suspensión de tu tractocamión son diferentes y requieren un mayor cuidado cuando se reemplazan los que se encuentren flojos o rotos. 

Estos tornillos sujetan el eje de la suspensión, por lo que se encuentran bajo mayor presión que el resto, por lo que incluso podríamos recomendarte que solo le apliques un solo reajuste y cuando necesite el tercero, es mejor cambiarlos para evitar cualquier falla. No te recomendamos adquirir ninguno de estos tornillos ya usados, pues su eficiencia va a ser bastante baja.

Bujes vencidos

Están diseñados para proveer flexibilidad entre partes móviles, al mismo tiempo que mantienen un grado de rigidez al resto de las que forman parte de la suspensión. Con el tiempo pueden llegar a vencerse y es necesario cambiarlos.

En una suspensión mecánica, si los bujes fallan puede ser un poco más crítico que otras piezas, pues puede que se desalinee. Lo anterior dara un desgaste irregular en llantas o carga excesiva y fatiga en el buje.

Usualmente podemos detectar si están fallando con una simple inspección visual, ya que las brechas entre sus partes son fáciles de observar en estas revisiones, aunque puede ser necesario observar el comportamiento de tu tractocamión conectado a una caja para notar alguna falla en la pieza. Este tipo de exámenes los recomendamos hacer cada seis meses, cuando la pieza cumple su tiempo de vida promedio, aunque, de nuevo, puede variar dependiendo del uso que le estés dando a tu tractocamión.

Ejes levadizos y autodireccionales

Es un mecanismo autodireccional que tiene muchos rodillos y convergencias interiores para mantener las ruedas girando apropiadamente. Por esto puede afectar y ser afectado por las llantas y su balance en contra del tractocamión.

Debido a su posición a mitad del chasis, los ejes levadizos pueden recibir una carga extra al rodar por un terreno con el eje elevado, colocando una carga excesiva en los soportes y los ejes. Con el tiempo, en esta área pueden dejarse ver grietas y daños a simple vista que deben ser reparados de inmediato.

Mantenimiento a los amortiguadores

Ya te hemos hablado de los amortiguadores y la importancia que tienen para proteger la estructura de tu tractocamión, incluyendo las llantas y el chasis. Si deseas leer sobre ellos, puedes entrar en Amortiguadores y el ambiente: 3 maneras en las que se relacionan

Dentro de la estructura de la suspensión de tu tractocamión forman parte fundamental para enfrentarte a la variedad del terreno y la resistencia de la carga que llevas de destino a destino.

El daño a los amortiguadores puede ser difícil o imposible de ver en una inspección visual, por lo que es mejor llevarlos a una revisión cada 20,000 kilómetros aproximadamente. Aunque esta recomendación es importante, también debes saber que es ningún amortiguador funciona de la misma manera y menos en la línea de trabajo de un tractocamión, ya que la carga que le das a tu vehículo es tan variada, así cómo los caminos que suelen tomarse para dejar las mercancías, que es difícil saber si los amortiguadores deben ser cambiados antes, por ello, te recomendamos hacer una revisión con tu mecanico de confianza a los 10,000 kilómetros.

Contáctanos

Para adquirir refacciones o autopartes para tu tractocamión puedes hacerlo en nuestra tienda en línea o conseguirlos en una de nuestras sucursales en Allende, Monterrey, Saltillo, Veracruz, Querétaro o Altamira.

Para más información, también puedes contactarnos en nuestra página oficial de Facebook

Si requieres apoyo al elegir tus refacciones, contacta a uno de nuestros vendedores que te guiará con gusto.

Puedes conocer más de este y otros producto visitando nuestra familia de Suspensión

Recuerda, en AMATRUCK encuentra todo para tu tráiler.

¡Buen viaje!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *