10 Problemas Comunes del Motor de tu Tractocamión

Como todo vehiculo, el motor de tu tractocamión debe de tener el mantenimiento adecuado para evitar problemas en su funcionamiento. Ya te hemos mencionado de la importancia de mantener una rutina de mantenimiento en tu vehículo, programando sus revisiones periódicas y asegurando que esté listo para salir antes de tomar carretera.

Pensando en este mantenimiento necesario es importante que conozcas lo que puede pasar si no se le da la atención adecuada, en especial al motor de diésel que, aunque tiene parecidos con el de un automóvil, sus diferencias pueden presentar problemas comunes que te recomendamos conocer.

Si el motor de tu tractocamión no recibe el mantenimiento adecuado, puede presentar varios problemas que impidan que puedas recorrer el camino. Hoy te hablamos de algunas fallas que puedes identificar y así poder evitarlas.

Aceite oxidado

En algunos casos tu tractocamión, o el que la compañía para que trabajes haya asignado para ti, se queda detenido por grandes periodos de tiempo, esto puede hacer que se presente oxidación en el aceite.

El aceite oxidado, que técnicamente no está sucio, se crea cuando el aire entra en el aceite y crea burbujas que impiden la lubricación adecuada cuando estas se van reventando una por una. En este caso es necesario hacer el cambio de aceite antes de que retomemos el vehículo para cumplir con el trabajo.

Aceite correcto

Cómo te hablamos sobre los aceites de tu compresor, el aceite correcto para tu motor también debe ser revisado. Te recomendamos siempre utilizar un aceite sintético y asegurarte de usar las mismas variantes para no tener una combinación de aceites que no te ayudará a que el motor funcione eficientemente.

Ruido

Seguramente ya conoces el ruido del motor diésel y que es diferente al de un automóvil. Aunque el motor de tu tractocamión es más ruidoso que el de un auto, debes de estar al tanto de cambios notorios en el ruido del motor, como golpes fuertes o ruidos inconsistentes que no sean repetitivos.

Reacciones a la humedad

La humedad del exterior no suele afectar el motor de tu vehículo, pero si este se queda detenido por un periodo de tiempo prolongado en un área con abundante humedad, la hidratación puede causar un golpe al motor. El agua ataca a los aditivos y aumenta la oxidación en la máquina, lo que puede provocar daños grandes si no estas consiente de que está afectando al motor.

Escape negro

Tanto los camiones cómo los tractocamiónes expulsas residuos al aire de una tonalidad ligeramente gris, dependiendo de la afinación del motor. Cuando el humo es de una tonalidad completamente negra es el resultado de una relación aire-combustible desequilibrada.

Este tipo de resultados puede deberse a un inyector, una bomba, el filtro del aire, una válvula o el turbocompresor defectuoso, por lo que para encontrar la causa exacta del problema debes de hacer una revisión del motor de tu vehículo.

Dificultad para arrancar

Tu tractocamión puede tener un difícil arranque o tener un retardo en el mismo, generalmente, esto es la consecuencia de un problema de suministro de combustible o de baja presión en el mismo.

Es normal que el arranque de un motor diésel tome un poco más de tiempo que el de uno de gasolina, pero es importante que mantengas atención en saber qué tanta resistencia, tiempo y fuerza debes aplicar al arranque del motor de tu tractocamion, una vez que lo identifiques, es fácil reconocer cuando puede estar fallando.

Falta de poder

Si el motor presenta una falta de potencia, puede llevarnos a que ni siquiera sea posible arrastrar la carga de la caja. Esto lo notarás cuando tengas problemas para arrancar o acelerar.

Los filtros del combustible sucios, conexión del acelerador floja, la lubricación excesiva o problemas con los inyectores de combustible son algunas causas que puedan crear una falla como esta.

Batería

Como los autos comunes, tu tractocamión también cuenta con una batería de poder para encargarse de todo el trabajo eléctrico del sistema. Esta batería se carga con el movimiento del motor y, a su vez. es necesaria para su arranque. Si la batería no funciona bien puede causar una baja que impediría incluso activar la chispa de arranque para hacer funcionar los pistones del motor.

Bujía de incandescencia defectuosa

Los motores diésel cuentan con bujías incandescentes para encender la mezcla de combustible y aire, a diferencia de los motores de gasolina.

A través de calentar con una resistencia, similares a un tostador de pan. Estas bujías incandescentes son las responsables de encender el mecanismo del motor para generar la potencia necesaria para crear el movimiento del vehículo al arrancar. Si una o varias de estas fallan, se vuelve casi imposible conseguir el calor necesario para encender el motor, en especial en climas fríos.

No hay forma de prevenir que no vayan a fallar, pero es necesario que las revises antes de realizar cualquier viaje en carretera.

Contaminación de diésel

El diesel se puede contaminar con sustancias externas como agua, hollín o glicol y al ser más viscoso que la gasolina, suele ser más sencillo que se contamine de estos y otros elementos que harán que el paso por dentro de tu tractocamión le sea muy difícil, lento o incluso no pueda transportarse para lograr su combustión.

Cualquier fuga o daño a las tuberías de combustible pueden llevar a la contaminación del mismo, incluso olvidar colocarle el tapón al tanque afecta en casos como estos. Aunque no es siempre sencillo revisar la contaminación del combustible, si es necesario revisar que todas las acciones que puedan afectar estén controladas.

Contáctanos

Para adquirir refacciones o autopartes para tu tractocamión puedes hacerlo en nuestra tienda en línea o conseguirlos en una de nuestras sucursales en Allende, Monterrey, Saltillo, Veracruz, Querétaro o Altamira.

Para más información, también puedes contactarnos en nuestra página oficial de Facebook

Si te intereso este articulo, tal vez te interese leer Ralentí: 4 razones para no dejar el motor de tu tractocamión encendido.

Puedes conocer más de este y otros producto visitando nuestra familia de Motor

Si requieres apoyo al elegir tus refacciones, contacta a uno de nuestros vendedores que te guiará con gusto.

Recuerda, en AMATRUCK encuentra todo para tu tráiler.

¡Buen viaje!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Ir arriba